Busca en www.urumecanica.net


Loading


Tracción en cuatro ruedas

Hace algunos años, sólo algunos enterados comprendieron que estaba a punto de comenzar una moda alrededor de los VDU. Y gran parte del corazón de este tipo de vehículos se encuentra en su sistema de tracción.

El Escape y el Tribute comparten un nuevo acoplamiento para transferencia de par. En el interior tiene una bomba de aspas giratorias, con un impulsor que nos recuerda a las aspas de ventilador, sólo que con diferentes tamaños y con protuberancias rectangulares de diversos grosores en sus superficies.

La manera en que Ford da forma y tamaño a las aspas produce una curva de presión de aceite “ajustada” para transmisión de torque. Cuando las ruedas delanteras proveen una tracción adecuada, la mayor parte del par va del transeje hacia ellas.

Si hay algún deslizamiento al frente, el eje del propulsor gira a mayor velocidad, lo que a su vez hace que el Impulsor gire más rápido, elevando la presión de aceite.

Mientras ésta se eleva, se aplica un pistón a una cámara de embrague multidisco que está detrás. Entre mayor sea la presión, se aplicará el embrague con más fuerza, transfiriendo más torque a través del diferencial trasero.

En la parte posterior del acoplamiento hay un segundo embrague de discos múltiples, el cual puede aplicarse al presionar un interruptor en el tablero que fija una distribución de par de 50-adelante/50-atrás con engranajes altos.

This entry was posted on Sábado, diciembre 24th, 2011 at 7:04 and is filed under Mecánica, mecánica de autos, mecánica de camiones. You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 feed. You can leave a response, or trackback from your own site.





Deja tu Comentario